Para el poeta

Egegrio artesano

un Sailor Jerry de la palabra

que se imprimen a la piel

y ahí se quedan.

Sabe el significado

de un ancla sin siquiera dibujarla.

Porque sabe lo que hunde

y que un descanso

apacigua el pulso

en un trazo que vuelve

más espigado

para enroscarse

como púa de antebrazo

que no rasga

pero según la tonal

también lastima.

Su tinta

es una lengua filosa

que diagrama

gaviotas gemelas en los hombros

y sí uno anda distraído

por ahí hasta se te da por volar.

Sus espacios

los que deja en el cuerpo

son silencios

que agregan dramatismo a la palabra.

Son tatuajes imborrables

los huéspedes poemas que escribiste

y que me habitan.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s